María José Moreno nació en Córdoba (España), donde reside. Escritora, psiquiatra y profesora titular de la Facultad de Medicina de la Universidad de Córdoba, se inició en el ámbito de las publicaciones con artículos científicos y libros en el campo de la Psiquiatría. En el año 2010 quedó finalista en el Certamen de Novela por entregas de ediciones Fergutson, con su novela Vida y milagros de un ex, que fue publicada en 2011 en formato ebook gratuito y consiguió más de cuarenta mil descargas. Actualmente está a la venta bajo el sello B de Books. En 2012, la autora publicó Bajo los tilos, novela que estuvo casi dos años entre los primeros lugares en el top de ventas de Amazon; 4 veces en el número uno, y tuvo más de 15 000 descargas. Esta novela salió publicada en papel en enero de 2014 en el sello Vergara de Ediciones B. Con Ediciones Versátil publica, en septiembre de 2015, La caricia de Tánatos: El origen, primera de las novelas que conforman la trilogía del Mal. En marzo de 2016 publica la segunda novela, El poder de la sombra: La huella y en septiembre de 2016, la tercera parte de esta trilogía, La fuerza de Eros: El conflicto.

Hola, María José. Para nosotros es una gran alegría tener la oportunidad de volver a “charlar” contigo y ser testigos una vez más de cómo ha ido progresando tu carrera como autora.

Para los lectores que no te conozcan, podrías contarnos, María José ¿cómo comenzó todo?, ¿cómo empezó tu andadura en este apasionante mundo de las letras?

Todo comenzó con el deseo de plasmar por escrito una historia que llevaba mucho tiempo dando vueltas en mi cabeza y que la había imaginado como una trilogía. Lo complicado fue pasar del pensamiento y la imaginación al papel. Ahí me topé con un gran escollo. Hasta ese momento solo había escrito ensayo y artículos científicos relativos a mi profesión. Escribir ficción era muy diferente, pero no me importó. Me documenté, me inscribí en el taller de escritura de El desván de la memoria que dirige Ramón Alcaraz, seguí y sigo estudiando y, de esta manera, me adentré poco a poco en este mundo de las letras. Hasta el momento tengo cinco novelas publicadas y un cuento.

¿Qué ha supuesto la autoedición en tu trayectoria literaria?

La autoedición es mi origen, a través de ella me di a conocer cuando las editoriales me rechazaban o simplemente me ignoraban. Sin ella no estaría en este punto al que siete años después he llegado. Terminé de escribir mi primera novela La caricia de Tánatos y como no encontré la manera de publicarla, la guardé. Después me presenté a un concurso de novela corta por entregas y escribí Vida y milagros de un ex, que quedó finalista, y que puse en descarga gratuita en internet  con un gran éxito de descargas. Esto coincidió con que Amazon llegó a España y decidí ponerla en venta en esa plataforma; después subí otra novela que había presentado a un concurso y que no había ganado, Bajos los tilos. En poco meses se alzó hasta el primer puesto de ventas y ahí se mantuvo durante meses, lo que hizo que una editorial, ediciones B, se interesara por ella para sacarla en papel y así fue como publiqué en papel por primera vez. Después subí a Amazon La caricia de Tánatos, y más tarde la editorial Versátil se interesó por la trilogía. Como puedes ver si no hubiera subido mi primera novela a Amazon, no habría llegado adonde estoy.

Hace unos meses se publicó la última entrega de tu Trilogía del Mal. ¿Qué puedes contarnos sobre estos tres libros?, ¿qué encontrarán los lectores entre sus páginas?

Tres novelas muy adictivas con las que el lector se enfrenta a aspectos del mal desde una perspectiva que no es la habitual del género negro o policíaco y en las que puede verse reflejado en muchos momentos. Además, todas ellas invitan entre sus líneas a reflexionar sobre aspectos muy interesantes de la vida diaria. El maltrato psicológico y su repercusión es el tema de La caricia de Tánatos, los abusos sexuales a menores y sus secuelas psicológicas es el argumento de El poder de la Sombra y la pedofilia y cyberacoso en la red centra la trama de La fuerza de Eros.

¿Te gustaría comentarnos qué hizo que eligieras “el Mal” como tema central nada menos que de tres de tus obras?

La trilogía de Mal es una obra muy pensada en la que quise novelar problemas reales que yo he encontrado en mi labor profesional diaria. El Mal es algo que la mayoría situamos lejos de nosotros y eso es una equivocación. Por supuesto, no se trata de estar siempre mirando de reojo para ver quién tiene pinta de malvado o está intentando hacernos daño, pero saber, conocer, que el Mal convive con nosotros nos ayuda a enfrentarnos a él, a no dejarnos avasallar por él y a pedir ayuda si no somos capaces de vencerlo.

¿Sientes que has cumplido con tu propósito inicial con estas novelas?

Totalmente. Las reseñas y los comentarios que han hecho de mis novelas han superado mis expectativas. He descubierto que el lector es mi apoyo más fiel y me he enriquecido con sus palabras que me han ayudado a mejorar en cada una de las entregas.

¿Qué fue para ti lo más fácil y lo más difícil de escribir esta trilogía?

Por mi profesión lo más fácil fue encarar y solventar de manera adecuada todos los aspectos psicológicos, los puntos fuertes, de las novelas. Lo más difícil fue encontrar una manera amena de narrarlos y ajustada a todo tipo de lectores. Cuando en algún comentario o reseña dicen que las novelas son fáciles de leer, sonrío porque eso ha supuesto para mí muchas horas de dedicación.

¿Cómo definirías tú el mal, María José? ¿Siempre que este se manifiesta se puede encontrar tras él un problema de personalidad, una carencia de afecto, una infancia desgraciada… o el mal puede existir por sí mismo, como condición humana?

El Mal entró en el mundo con el hombre aunque lo recubramos de mitos en cuanto a su aparición, por lo que siempre nos acompañará mientras existamos.

Hacer el mal al igual que hacer el bien son elecciones individuales. En el caso del mal se trata de una elección vital sobre la base de unos exagerados anhelos de poder sobre los otros, en todos los ámbitos. La mayoría de los humanos solemos elegir hacer el bien, aunque de vez en cuando nos olvidemos o echemos la vista hacia otro lado.A veces detrás de determinados comportamientos malvados encontramos deseos de venganza, celos, odio intenso, envidia, una enfermedad mental, fanatismo de cualquier tipo… En estos casos puede que podamos explicarlo, pero desde luego nunca comprenderlo ni justificarlo. El Mal ha existido siempre y seguirá existiendo, forma parte de la condición humana.

¿Mal y locura no tienen por qué estar relacionados, verdad? Nos gusta pensar que quien comete una maldad tiene trastornadas sus facultades mentales, pero esto no es siempre así, ¿cierto?

Pensamos así porque nos es más fácil aceptar, para nuestra propia tranquilidad, que detrás de un acto cruento hay un loco y no un malvado. Si está loco se le puede tratar y encerrar con lo que nos alejamos del peligro; si es un malvado, ¿qué hacer con él? La mayoría de los actos malvados son llevados a cabo por gente normal y corriente… eso da mucho que pensar y mucho miedo, inseguridad… Por ejemplo, ¿cómo es de estrecha la franja entre el bien y el mal? ¿Cualquiera podría traspasarla? A esta última cuestión, experimentos como el de Milgrand o el de la cárcel de Stanford han demostrado que cualquiera en una situación especial puede hacer el mal.

¿Te apetece contarnos cuánto tardaste en escribir estos tres libros?

He estado con la trilogía desde el 2009 al 2016, aunque en ese tiempo también escribí mi novela Vida y milagros de un ex, Bajo los tilos, el cuento de Pepe Pepino y muchos relatos.

¿Cómo te ha influido la escritura de esta trilogía, María José, te ha cambiado la vida de alguna manera?

En realidad es el hecho de escribir lo que me ha cambiado. Creo que todo lo que es creativo nos enriquece y nos aporta visones distintas de lo que observamos. Ahora todo lo que percibo lo contemplo desde la óptica de un hecho que puede ser narrado y se multiplican las perspectivas.

De todo lo que has escrito hasta ahora, ¿tienes alguna obra o personaje favorito?

Decantarte por una novela es lo mismo que decir si tienes un hijo preferido (nunca debe hacerse). La caricia de Tánatos es muy especial porque fue la primera y Bajo los tilos porque con ella muchos lectores me conocieron y desde entonces me siguen. La fuerza de Tánatos porque creo que es mi mejor novela hasta el momento, la más trabajada y con una madurez que antes no poseía.

Mi personaje favorito es Baldomero Puerto Casillas, el protagonista de Vida y milagros de un ex. Es muy especial en todos los aspectos, en lugar de nacer con estrella nació estrellado.

Mercedes Lozano, la protagonista de esta trilogía, es un personaje realmente redondo, que atrae y con la cual es fácil entablar una relación de complicidad, ¿cómo traza sus personajes María José Moreno?

De nuevo tengo la suerte de que mi quehacer profesional me lleve a conocer en profundidad a las personas y eso me hace dotar a mis personajes de unas características de realidad que los hace muy potentes. Lo primero que hago es configurarlos mentalmente y les voy adscribiendo atributos físicos, personalísticos, sociales… antes de plasmarlos en el papel. Los imagino en situaciones concretas, cómo se comportan o interactúan y así veo si van a funcionar o no. De esa manera, a veces me ocurre que un personaje que pensaba que iba a ser secundario se convierte en protagonista.

¿Eres una escritora de método o prefieres dejarte llevar por el dictado de las musas? ¿Alguna vez te ha sorprendido una historia y ha acabado siendo muy diferente a esa idea que nació en tu mente?

Soy poco metódica aunque me gusta trabajar con un esquema bastante amplio que a veces me salto porque imagino nuevas situaciones. Eso me ocurrió con La Fuerza de Eros, que estaba trazada para ser narrada por un narrador cuasi omnisciente y terminó siendo narrada a tres voces.

¿Qué es para ti un buen escritor/a? ¿Hay algún escritor/a que tengas como referente? 

Creo que un buen escritor es aquel que se esfuerza por ofrecer calidad en lo que va a mostrar al público con independencia del género o de si tiene un nombre conocido o ha vendido 20 ediciones. Por desgracia, eso es algo que se está olvidando y estamos asistiendo a la aparición de muchas que no pasarían un mínimo estándar de calidad y pienso que eso nos está haciendo daño a todos.

¿Sientes temor a las críticas? ¿Alguna vez este miedo al qué dirán te ha paralizado?

La crítica constructiva no solo no debe dar miedo, sino que es deseable, de esa manera se aprende. La crítica subjetiva y demoledora puede hacerte mucho daño y mentiría si te dijera que no las temo, pero, desde luego, no hasta el punto de paralizarme. Además, con los años en este mundo te vas haciendo una coraza y llegan a resbalarte.

¿Lees mucho? ¿Prefieres algún género o tipo de obra? ¿Papel, libro electrónico o ambos?

Leía mucho, desde que escribo como el tiempo libre es el mismo, leo menos, aunque no dejo de hacerlo. Me gusta cualquier género menos ciencia ficción y paranormal. Y leo en papel y en ebook según las circunstancias.

¿Cómo ves la situación del sector editorial actualmente? ¿Crees que hay posibilidades para quienes realmente luchan por sus letras?

El panorama es muy sombrío. Según dicen hay más escritores que lectores, así que el mundo editorial lo tiene difícil. De todas maneras, las editoriales grandes apuestan solo por algunos escritores y eso les lleva a una gran difusión y aumento de ventas, con lo que siempre reciben más los que más tienen, con independencia de que lo merezcan o no. También hay editoriales más volcadas en sus escritores que otras, en este caso yo he tenido una gran suerte con ediciones Versátil que apostó por mí como escritora tanto o más que por mi obra.

¿Qué opinas de la formación de escritores? ¿Consideras que un buen profesor de escritura puede ser determinante para lanzar una trayectoria de éxito o para que un libro llegue hasta donde merece?

Estoy totalmente convencida de ello, siempre que uno luche por tener un estilo propio y no el de la academia o taller. Eso creo que es un defecto contra el que hay que luchar.

Algunos de nuestros lectores, María José, pueden estar pensando cuál es el secreto para cosechar tantos éxitos como escritora. ¿Podrías darnos alguna sugerencia, consejo o confesarnos lo que mejor te ha funcionado?

Mi profesor del taller de escritura, Ramón Alcaráz, me dijo que cuando escribir deja de ser algo divertido es mejor dejarlo, y lleva mucha razón. Yo no soy nadie para aconsejar, pero si puedo decirles algo a los que empiezan en este mundo es que se diviertan con lo que hacen, que escriban mucho, que tengan mucha paciencia y también una gran dosis de humildad para dejarse ayudar por los que saben más que tú, de todo, y te pueden enseñar. Yo he aprendido muchísimo de mis compañeros escritores a los que consulto y siempre están dispuestos a echarme una mano.

¿Qué opinas sobre el marketing de escritores? ¿Crees que los autores deben esforzarse mucho en esto? ¿Te gusta involucrarte en la promoción de tus obras?

Cuando Amazon se instauró en España fuimos muchos los que publicamos y entre todos nos apoyamos para dar difusión a nuestras novelas. Así nos dimos a conocer. Yo siempre me he involucrado, pero es verdad que lleva mucho tiempo, tiempo del que carezco si además quiero escribir. Ahora mismo me encuentro en un nivel de decepción respecto a la promoción. Las redes sociales están saturadas y me da una pereza enorme, aunque soy consciente de que es la única manera de que escritores como yo lleguemos a más lectores.

¿Cuál es tu relación con las redes sociales?

Muy buena. Me forjé en ellas y es de donde recibo el apoyo de mis seguidores que me alienta a continuar escribiendo.

A la hora de escribir, ¿tienes algún género preferido?

Como he demostrado hasta el momento no me decanto por ninguno en especial. Tengo una novela de humor, otra intimista, la trilogía que puede encuadrarse en thriller psicológico y un cuento para niños.

¿Algún proyecto literario a la vista que se pueda contar o que te apetezca hacerlo?

Algo hay, pero aún está en pañales, así que prefiero no hablar de ello

Últimamente nos gusta cerrar nuestras entrevistas con una pequeña batería de frases que requieren una respuesta muy breve, ¡vamos a ello!

Tu principal fuente de inspiración es… La vida diaria, las personas, el mundo que me rodea

Para llamar a las musas nada como… Estar entusiasmada con lo que estoy escribiendo

Tu lugar preferido para escribir… Cualquier sitio donde pueda estar con mi ordenador

¿Prefieres el día o la noche?, ¿el silencio o algún sonido de fondo? Siempre el día y con música de fondo en función de lo que esté escribiendo. La noche solo cuando me pilla el toro.

¿Alguna superstición? Ninguna

Un sueño como escritora… Una segunda edición de alguna de mis novelas

Tu escritor/a favorito/a… Imposible señalar uno/a

Un personaje literario que te cautivara especialmente… La doctora Susan Lowenstein, de El príncipe de las mareas, de Pat Conroy

La novela que te hizo llorar… El diario de Noah

 

Y un nuevo apartado, “muy personal”, para poder conocer un poquito mejor a los autores que pasan por mundopalabra.es:

Tu comida favorita es… Huevos fritos con patatas, chorizo, pimientos…

Serías capaz de insultar si… se metieran con alguien de mi familia o de mis amigos

Tu ciudad favorita es… Córdoba y luego Madrid.

Lo que te hace más feliz… La sonrisa de mi nieto. Es tan especial que me alegra el día.

Lo que más odias de este mundo… La hipocresía y la envidia.

Una manía personal… Coleccionar libretas de cualquier tamaño o modelo

Para más información sobre la autora y cómo comprar sus obras, podéis consultar su web oficial: http://www.mjmorenodiaz.com/.

 

Muchísimas gracias por tu tiempo, María José, ha sido un gran placer tenerte en mundopalabras.es.