Mis ojos se quedan en oscuridad,

Cuando tu presencia desaparece frente a mí,

Cuando te alejas, cuando te veo partir.

Mis ojos se llenan de oscuridad,

Cuando siento que puedo tocarte y estas tan distante,

Como si estuvieras en otra dimensión,

Muy lejos de mi alcance.

Mis ojos se llenan de oscuridad,

Al no notar la luz que irradia tu alma,

Al no poder besar la energía que respiras,

Esa que llena la vida de placer.

Mis manos se sienten solas,

Al no poder sentir el aire que respiras,

Cuando no puedo llevar el sueño a la realidad.

Mis manos se sienten solas,

Cuando quieren escribir y solo puedo ver el blanco del papel.

Mis manos se sienten solas,

Cuando no puedo dibujar tu sonrisa,

Cuando no puedo callarte con un beso,

Cuando no puedo sumergirme como en mis sueños.

Donde mis ojos se llenan de luz al ver tu piel,

Donde mis manos recorren la suavidad una y otra vez.

Donde el cielo es poco y el infierno es pequeño,

Donde no existes tú, donde no existo yo,

Solo un nosotros en cada respiración.